Para que vayan armando sus quinielas acá les dejamos un comentario apostador sobre algunas de las películas nominadas al Oscar que nos interesaron en el último año.

Igual, ya saben cómo se la juegan los señores de la Academia y no siempre nuestras favoritas serán las ganadoras –ni creo que deberían serlo necesariamente. De todas formas, aquí tienen la lista de las películas de temática geek en biopics, ciencia ficción, efectos espectaculares y consolaciones técnicas que pelean por el oro el próximo domingo.

Interstellar

Interstellar dividió a la crítica y a los fanáticos. Algunos quedaron fascinados por su narrativa enredada pero eficiente, la representación tan apegada a las teorías físicas de fenómenos naturales indescriptibles y las teorías inalcanzables de desplazamientos de gravedad a otras dimensiones. Con todo, ésta fue, sin duda, una de las películas más importantes para la ciencia ficción del año pasado y los Oscares seguro la recompensarán con algunas de las categorías técnicas más importantes. Por lo menos, aquí le apostamos a que la épica obra de Nolan se lleve las categorías de sonido y edición de sonido, pegue pelea para el increíble diseño de producción y arrase con los mejores efectos visuales que, con creces, se merece.

Nominaciones:

  • Mejor banda sonora
  • Mejor sonido
  • Mejor edición de sonido
  • Mejor diseño de producción
  • Mejores efectos visuales

Big Hero 6

La más reciente animación de Disney es, sin duda alguna, la favorita a llevarse su categoría. Con una mezcla de animación poderosa que huele a la influencia de Pixar, un diseño de arte impecable –en concepto y realización– y una adaptación eficaz al desconocido cómic de Marvel, Big Hero 6 es una verdadera delicia enternecedora que merece su muy posible premio. Igual no hay que descartar la competencia siempre viva de Dreamworks y el legendario Estudio Ghibli. Pero por Baymax y su popularidad, aquí queda nuestro gallo para la máxima categoría de animación

Nominaciones:

  • Mejor largometraje animado

Birdman or (The Unexpected Virtue of Ignorance)

Birdman fue una de las películas que más nos impresionó el año pasado. Éste es un cuento tremendamente logrado de ego y derrota, de ficción y lo que se necesita para crearla. Con actuaciones de primer nivel y una locura técnica de fotografía, aquí le apostamos a que al menos en mejor cinematografía se lleve el premio gordo. Es posible que castiguen a Lubezki –una vez más– por haber ganado el año pasado con Gravity. Aun así, Birdman nos parece la candidata ideal para llevarse el premio mayor a la mejor película y al inmenso guión original que armaron Iñárritu, Giacobone, Dinelaris y Bo. Cosa aparte, Emma Stone pelea la categoría más deslucida de este año y Michael Keaton es el inmenso favorito a ser reconocido, como Birdman mismo, por la crítica que alguna vez lo despreció. Sin duda, una de las grandes candidatas, compartiendo nueve nominaciones con la fantástica película de Wes Anderson, para llevarse la noche.

Nominaciones:

  • Mejor película
  • Mejor director
  • Mejor guión original
  • Mejor actor
  • Mejor actor de reparto
  • Mejor actriz de reparto
  • Mejor cinematografía
  • Mejor sonido
  • Mejor edición de sonido

The Hobbit: The Battle of the Five Armies

Como viejo consuelo a las antiguas glorias de la primera saga de la Tierra Media, el Hobbit, acaba con una nominación técnica de hueso tirado como consuelo. No creemos que se lleve ni siquiera este Oscar y, a pesar de todas nuestras nostalgias, tampoco consideramos que se lo merezca sobre Interstellar o, siquiera, sobre Dawn of the Planet of the Apes. Ni modo, habrá que admitirlo, con esto se sella que el tiempo de Jackson ha terminado.

Nominaciones:

  • Mejores efectos visuales

X-Men: Days of Future Past

Ésta cinta fue, tal vez, la mejor entrega hasta ahora de la saga de X-Men. Increíblemente bien adaptada, maravillosamente actuada y redonda en historias paralelas, Days of Future Past fue una de nuestras películas ñoñas favoritas del año pasado. Sin embargo, aquí no va a tener gran incidencia y se va a tener que quedar en las filas de espera: no hay competencia posible, según creemos, a los logros visuales de Interstellar. Supongo que será para otro futuro.

Nominaciones:

  • Mejores efectos visuales

The Theory of Everything

La biopic de Stephen Hawking tiene mucho encanto visual y poca profundidad. Como lo comentamos por aquí, no encontramos nada que pueda volverla candidata a mejor película y dudamos mucho que la adaptación al relato de Jane Wilde Hawking pueda cosechar un premio cantado para American Sniper o, sí hay cabida, para Whiplash en mejor guión adaptado. Las más grandes opciones que le quedan entonces a esta película están en sus actores: la magnífica interpretación de Eddie Redmayne es en verdad la única competencia que le vemos al emotivo premio cantado para Michael Keaton; y Felicity Jones tiene una buena chance frente a la pobre actuación de Keira Knightley… si logra, claro, pasar encima de monstruos como Meryl Streep y Patricia Arquette.

Nominaciones:

  • Mejor película
  • Mejor actor
  • Mejor actriz
  • Mejor guión adaptado
  • Mejor banda sonora

Guardians of the Galaxy

Guardians of the Galaxy  fue una verdadera revelación en la capacidad que tuvo James Gunn de adaptar un cómic difícil y poco conocido en una épica cómica de tremendas proporciones. Lo cósmico de Marvel no era todavía un plato fácil para la pantalla y el encariñamiento que lograron estos personajes con el público no debe despreciarse. Por eso creemos que la película de los disparatados guardianes puede llevarse, al menos, el poco competido Oscar (sólo hay otros dos contendientes) a mejor maquillaje. Por el exceso de Pace como el tremendo Kree acusador, Michael Rooker como esa interpretación rara que hicieron de Yondu y con los maquillajes de Gamora y Drax, ésta es sin duda la favorita para llevarse este Oscar técnico de consolación.

Nominaciones:

  • Mejor maquillaje
  • Mejores efectos visuales

Dawn of the Planet of the Apes

Ésta cinta nos pareció una digna continuación del maravilloso reboot Rise of the Planet of the Apes. Siguiendo una vieja tradición de cosechar premios técnicos desde el 69, nos parece que Dawn of the Planet of the Apes  es la única competidora a los excepcionales efectos visuales de Interstellar. Y esto es sólo por la masiva animación de changos sobre caballos y la impecable forma de rendir otra actuación memorable del ya legendario Andy Serkis.

Nominaciones:

  • Mejores efectos visuales

The Imitation Game

A pesar de la lluvia de críticas y de que, al menos a nosotros, nos pareció un pobre retrato de la enorme figura de Alan Turing, este otro biopic inglés es una de las favoritas de la crítica hollywoodense. Con todo, no nos parece una verdadera contendiente a ninguno de los premios importantes: ni a dirección –más cantada para Linklater o Anderson–, ni para mejor película –nuestro gallo sigue siendo Birdman–, ni para los premios de actuación –Cumberbatch es bueno, pero la pelea está dura, y Knightley es, a lo más, anecdótica–, ni finalmente para un guión que se tomó todas las libertades pecadoras de la adaptación. La lucha por los premios de esta película tampoco está segura en las categorías de edición en dónde tampoco tiene mucho chance frente a la bestialidad de Whiplash, la sutileza de Boyhood, la acción despiadada de American Sniper o la solidez narrativa de The Grand Budapest Hotel. A falta de más cosas que restarle, debemos dar crédito a la enorme banda sonora de Alexandre Desplat que sigue siendo una firme competidora y al trabajo impecable en el diseño de producción. Ya se verá, pero no creemos que esta película que tanto nos faltó en cariño por Turing pueda ir más allá de un par de premios.

Nominaciones:

  • Mejor película
  • Mejor director
  • Mejor actor
  • Mejor actriz de reparto
  • Mejor guión adaptado
  • Mejor edición
  • Mejor banda sonora
  • Mejor diseño de producción

****

Así quedan nuestras apuestas para las películas geek nominadas al Oscar de este año. De cualquier manera, tenemos por ahí otros cariños en los cortos animados y la misma tristeza compartida por el desprecio que le dieron a la adaptación enorme de Gillian Flynn con Fincher de la tremenda Gone Girl. Con todo y lo churrero que pueden ser los premios de la academia, siguen siendo una buena diversión anticipada y algo de testimonio sobre el termómetro de la crítica hollywoodense actual. Para cada quién quedan también las apuestas y por eso seguimos preguntando: ¿Cuáles son sus predicciones? ¿Con cuál se quedan como favorita? ¿Cuál es, finalmente, su enojo de merecimientos y ausentes inmerecidos?

Hasta el domingo nos veremos. Y mientras, ¡Armen las quinielas!

temas