La compañía finalndesa quiere regresar a ser un gigante tecnológico.

Nokia sigue buscando regresar a los primeros planos después de la venta de su división de telefonía a Microsoft. Hasta ahora, en el rubro del desarrollo de dispositivos, la compañía se había dedicado a diseñar productos como la tableta N1–, que eran fabricados y vendidos por terceros, pero ahora podría aventarse el reto de volver a fabricar un nuevo producto con un gran potencial comercial.

Hablamos de Ozo, una cámara especialmente diseñada para grabar contenido destinado a dispositivos de realidad virtual. El dispositivo es una esfera de 2.7 kilos, dotada de pequeñas cámaras y micrófono que permite tomar videos en 360 grados, cuenta con ocho sensores distribuidos en la superficie circular, con ocho lentes independientes de generoso tamaño, y otros tantos micrófonos.

Ozo-2

Nokia espera que Ozo se convierta en el dispositivo líder para la realización de contenido destinado a alimentar las bibliotecas de dispositivos como Google Cardboard, Samsung Gear VR, Oculus Rift o HTC Vive. Debido a que la compañía finlandesa ya no cuenta con sus fábricas, de inicio Nokia sólo fabricará un pequeño lote de Ozo destinadas a los realizadores profesionales de video. Se espera que las cámaras estén listas antes de que termine el año y tengan precios que ronden las cinco cifras.

fuente Nokia

temas