Ahora sí, Elon Musk y compañía lo han conseguido.

SpaceX acaba de lograr un hito en la industria aeroespacial, luego de conseguir que su cohete Falcon 9 aterrizara sobre una plataforma flotante en el Atlántico. Esta era la quinta vez que la compañía de Elon Musk intentaba realizar la complicada maniobra, aunque ya había logrado hacerlo sobre tierra firme a finales del año pasado.

El histórico aterrizaje fue parte de la misión CRS-8, que tenía como objetivo lanzar a la cápsula Dragon rumbo a la Estación Espacial Internacional. Es la primera misión de reabastecimiento que realza SpaceX desde que uno de sus cohetes explotara a mediados del año pasado.

Lo conseguido hoy por SpaceX representa un gran paso rumbo a la reutilización de cohetes, algo que podría reducir significativamente el costo de las misiones espaciales. Y Elon Musk no es la único que ya trabaja en este sentido, pues Blue Origin (la empresa de Jeff Bezos) también ha conseguido importantes avances, aunque todavía está lejos de SpaceX.

Falta un buen camino por recorrer antes de que los cohetes “reciclables” sean la norma en la industria aeroespacial, sin embargo, lo de hoy nos pone un paso más cerca. A continuación pueden ver el video completo del lanzamiento (el aterrizaje ocurre en el minuto 35:55):

fuente SpaceX (YouTube)

temas