El famoso Solar Impulse 2 tendrá que permanecer en tierra por problemas en sus baterías.

Después de completar su histórico vuelo de más de 108 horas seguidas sobre el Océano Pacífico, superando la etapa más larga de su vuelta alrededor del mundo, los creadores del avión Solar Impulse 2 informaron que las baterías del avión están dañadas por un sobreúso.

A principios del 2015, la compañía Solar Impulse dio a conocer su ambicioso proyecto de aviación y energía renovable, el cual consistía en conseguir que el segundo modelo de sus aviones, impulsado únicamente por energía solar, buscaría completar un viaje alrededor del mundo. Después de un par de retrasos, el Solar Impulse 2 finalmente salió de Abu Dabi el 9 de marzo de este año.

Desde entonces, cada determinado tiempo tenemos nuevas noticias de la nave, la cual es piloteada de forma intercalada por Bertrand Piccard, cofundador de la empresa, y André Borschberg. Después de su último vuelo de Nagoya a Hawái, la misión se había completado al 50%.

Pero, debido al daño en las baterías, el proyecto tendrá que posponerse. Hasta el momento la nave sólo había tenido que parar para evitar sobreesfuerzos de la nave cuando los días eran muy nublados, pero en general no había presentado problemas. Sin embargo, el largo viaje sobre el Pacífico daño de forma irreversible sus baterías, por lo que el equipo a cargo de la misión decidió que la nave tendrá que permancer en tierra hasta que consigan repararlas.

Los responsables de Solar Impulse prevén que tardarán un mínimo de 3 meses en tener reparado el desperfecto, sin embargo, para no forzar un vuelo que no este 100% listo, la organización ha decidido posponer la continuación de el viaje hasta el 2016. El objetivo de la misión es demostrar los alcances de los vehículos que usan combustibles alternos para impulsarse, lo cual había logrado de manera satisfactoria hasta el momento.

fuente Solar Impulse

temas