¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Miles de peces pene aparecieron en una playa y la gente no puede dejar de verlos

Vivimos en una sociedad falocéntrica, desgraciadamente.
(Foto: David Ford/Vice)

¿Será un pene o un consolador? No, se trata del Urechis caupo, una especie de pez que al tener, vaya, esa peculiar forma fálica es mejor conocido como el pez pene. Pero después de que miles de estos gusanos de cuchara marinos, como también se le conoce, aparecieran repentinamente en las costas de Drakes Beach, California, por alguna extraña razón las personas no han podido parar de observarlos con exagerada minuciosidad. Como si nunca hubieran visto un… pene.

Estos peces por lo regular viven y mueren bajo el agua. Pueden llegar a vivir hasta 25 años sin hacer nada más que cavar agujeros sobre la arena o la tierra, mientras se alimentan de plancton, bacterias y cualquier otra cosa del tamaño de una bacteria que caiga en su trompa con pegajosas redes de moco. Data de hace más 300 millones de años y miden entre 25 y 30 centímetros. Y al parecer, también es un verdadero mangar. Es una especie única, que una divertida mañana del 6 de diciembre sorprendió a un hombre llamado David Ford. El amable sujeto, que gusta de hacer largas caminatas en Drakes Beach, se dio cuenta que muchas gaviotas estaban teniendo un buen día. Estaban comiendo unas cosas de color rosa que Ford no supo distinguir al principio.

“No tenía idea de lo que podrían ser… caminé dos millas”, contó Ford a Vice. “Caminé durante otra media hora y estaban dispersos por todas partes. Había gaviotas alineadas en la playa todo el camino después de haber comido tanto que apenas podían pararse.Una cuarta parte de ellos parecía que todavía estaban vivos. El resto estaba muerto, tenían un olor a criatura marina muerta“.

(Foto: David Ford/Vice)

Después, como todo buen curioso, se dirigió a Internet para descubrir de qué se trataba. Eran los famosos peces pene. Más tarde se dirigió a la revista Bay Natureque cuenta con una sección ‘Pregúntele a un naturalista’ para resolver mejor sus dudas al respecto. Y terminó aprendiendo gracias al biólogo Ivan Parr, que el gusano posadero “está perfectamente formado para una vida subterránea”. Pero aún había un misterio por resolver: ¿cómo miles de peces pene llegaron hasta ahí?

La respuesta más convincente fue que se debió a una fuerte tormenta capaz de “asediar la zona intermareal, romper los sedimentos y dejar su contenido varado en la costa”, explicó Parr.

En Twitter, la noticia de los peces pene varados en la playa se convirtió en la “fiesta de las salchichas”:

“Supongo que voy a la playa”.

“Y hablando de metáforas proféticas, esta playa está llena de pollas”.

“WTF !!! Pollas nadadoras?!?! ¡El mundo se está acabando y esto es una prueba!”