Detienen nuevamente a John McAfee por usar una tanga como cubrebocas

No, Patricio, los calzones no son cubrebocas

John McAfee (sí, el del antivirus) otra vez fue detenido por una de esas cosas que solo le pasan a los millonarios que están tan aburridos de su vida que necesitan meterle emoción. En esta ocasión, bastante enojado por tener que usar un cubrebocas a fuerza, decidió que era mejor ponerse una tanga para sutituirlo, razón por la que las autoridades decidieron que era mejor llevarlo arrestado.

(Gage Skidmore)

Y esto no fue una filtración o un reportaje de un periodista comprometido con la verdad, él mismo lo publico en su cuenta de Twitter para dejar claro que estaba muy molesto porque las autoridades alemanas no reconoces como un dispositivo sanitario las tangas.

Según él, al entrar a Alemania se le exigió que usara un cubrebocas como debe de ser… pero a él no le pareció nada bien eso, por lo que se negó, además de que para él tener una tanga en la cara era suficiente protección para las demás personas que estaban a su alrededor.

El alteracado temrinó llegando a los golpes porque John McAfee se negó completamente a usar el cubrebocas y las autoridades aeroportuarias tuvieron que someterlo para arrestarlo, finalmente. McAffe, al igual que muchas otras personas durante la pandemia, se ha negado a seguir las necesidades y exigencias de salubridad por lo que tuvo que recibir las consecuencias.

Para rechazar las críticas contra sus acciones McAfee aseguró que sabe que el problema era que terminó usando una tanga como cubrebocas, pero aseguró que era en ese momento la mascarilla sanitaria (?) más segura que tenía en ese momento, por lo que era eso o nada.

Twitter: John McAfee

La mayoría de los países en el mundo han implementando medidas similares, haciendo del cubrebocas un artículo indispensable para la movilidad en estos momentos. Así como John McAfee hay muchas personas que se niegan a cumplir las instrucciones de sanidad, pero queda claro que por la seguridad de todos, sea quien sea, es necesario obligarlos a cumplirlo.