¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Ingenieros del MIT crean el material más negro posible accidentalmente

¡Avísale a tus amigos darks! Hay algo más negro que lo negro.

Buenas noticias para los seguidores del señor oscuro y los ninjas del planeta Tierra: Hay un nuevo color más negro que el negro mismo y fue creado por la ciencia. Ingenieros del MIT crearon un material que es 10 veces más negro que cualquier otra cosa creada anteriormente, ya que captura el 99.995% de cualquier luz entrante.

El material fue hecho con nanotubos de carbono alineados verticalmente (CNT) cultivados en papel de aluminio grabado con cloro, aunque los científicos no estaban buscando crear esta oscuridad, de hecho, estaban experimentando nuevas formas de hacer crecer nanotubos de carbono en materiales conductores de la electricidad – como el aluminio – para impulsar sus eléctricas y térmicas propiedades.

(MIT)

El equipo del MIT sólo se dio cuenta de lo que habían creado después de medir su reflectancia óptica. Pero no sólo se trata de su oscuridad casi absoluta para lo que sirve, según Brian Wardle, profesor de aeronáutica y astronáutica en el MIT, podría usarse en anteojos ópticos que reducen el deslumbramiento no deseado o para que los telescopios orbitales puedan detectar nuevos exoplanetas.

“Hay aplicaciones ópticas y de ciencia espacial para materiales muy negros, y por supuesto, los artistas han estado interesados en el negro, que se remonta mucho antes del Renacimiento. Nuestro material es 10 veces más negro que cualquier cosa que se haya reportado, pero creo que el negro más negro es un objetivo en constante movimiento. Alguien encontrará un material más negro, y eventualmente entenderemos todos los mecanismos subyacentes y podremos ingeniero el último negro”, dijo Wardle en un comunicado.

El descubrimiento se exhibe actualmente en una exposición de arte titulada “La redención de la vanidad” en la Bolsa de Nueva York, donde un diamante amarillo natural de 16,78 quilates ha sido recubierto con el material. En lugar de una gema brillante y reluciente, la piedra, que vale 2 millones, es un vacío plano y negro.

El MIT afirma que este material puede hacerse aún más oscuro.