El sencillo juego está disponible para jugarse desde el navegador.

Mucho antes de ser uno de los miembros de la élite tecnológica y empresarial, Elon Musk fue un nerd amante de los videojuegos. En 1984, cuando el “Tony Stark de la vida real” era un adolescente de tan solo 12 años, usó los ratos libres que tenía en su natal Sudáfrica para dar forma a Blastar, un sencillo videojuego con temática espacial que acabó vendiendo por 500 dólares, una muestra del perfil emprendedor del futuro fundador de PayPal, Tesla Motors y SpaceX.

Blastar no es un juego espectacular, de hecho es bastante sencillo e incluso aburrido. No obstante, por ser una de las primeras creaciones de una personalidad del mundo tecnológico, es interesante de ver. De acuerdo con la historia que creó Musk en su infancia, en el juego conducimos una nave espacial, la cual puede moverse por la pantalla con las flechas de dirección. Nuestra misión es detener a naves alienígenas que transportan mortíferas bombas de hidrógeno hacía la Tierra. Actualmente, a sus 44 años, Musk describe a Blaster como un juego trivial, “pero mejor que Flappy Bird”.

Elon Musk cuando era un chavo de onda
Elon Musk cuando era un chavo de onda

 Gracias a que Blastar se mencionó en la más reciente biografía de Musk, un ingeniero de Google llamado Tomas Lloret Linares decidió buscar el código y reprogramarlo en HTML5 para que todos pudiéramos disfrutarlo en la red. El resultado no deja de ser una curiosidad, pero muestra como desde muy joven Musk estuvo interesado en los viajes espaciales. Si quieres echarle un ojo a Blastar, puedes hacerlo desde este enlace.

vía The Verge

fuente Blastar

temas