El plan del estudio cinematográfico es una de las primeras filtraciones producto de la publicación de correos por parte de WikiLeaks.

Ayer, WikiLeaks puso a disposición de todos los interesados más de 30 mil documentos y 173 mil correos electrónicos de Sony Pictures Entertainment, los cuales fueron sustraídos el año pasado por los hackers Guardians of Peace como protesta por el estreno de The Interview. Hoy, ya comienzan a surgir las primeras noticas producto de la gigantesca filtración.

En uno de los correos se confirma el plan que ya se había filtrado cuando acababa de suceder el ciberataque a los servidores de Sony Pictures, según el cual la entonces jefa del estudio, Amy Pascal, había comisionado al productor Avi Arad para que convenciera a Shigeru Miyamoto (creador de Mario) y Satoru Iwata (presidente de Nintendo) de realizar una película animada de Super Mario Bros. En ese entonces, Arad mandaba constantes correos a Pascal, incluyendo uno en el que afirmaba haber cerrado el trato.

Ahora sabemos que Arad también buscaba convencer a Nintendo para realizar una película de Super Smash Bros. Según los mensajes difundidos por WikiLeaks, en un correo interno entre Pascal y Michelle Kouyate, jefa de la división de animación de Sony, Arad tenía como misión conseguir los derechos de Mario y Super Smash Bros.

super-smash-sony

A pesar de que en los correos Pascal indica que están a nada de cerrar el trato, su destitución producto de la filtración –provocada en gran medida porque en varios de los correos internos insulta a varias estrellas y realiza comentarios racistas–, puede haber dejado el proyecto en el limbo. Además, recientemente Satoru Iwata indicó que por el momento Nintendo no está interesada en llevar a sus personajes al cine o la televisión.

fuente WikiLeaks

temas