Los fanáticos de la lectura saben que una buena narrativa es un ingrediente muy importante para atraparnos y mantenernos con ganas de seguir avanzando en la historia, sin embargo, el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) actualmente está desarrollando una herramienta para quienes buscan una experiencia mas inmersiva.

Se trata de Sensory Fiction, un libro equipado con luces LED que se comunica inalámbricamente con un chaleco que emite sonidos y permite al usuario sentir cambios de temperatura, o reproducir sensaciones físicas como las pisadas de un dragón por medio de vibraciones.

Sensory-Fiction-02

El libro incluye 150 luces que cambian de color para ambientar los escenarios imaginarios y sentimientos como tristeza, alegría o incertidumbre. Sensory Fiction detecta en qué pagina se encuentra el lector para activar la serie de efectos especiales necesarios para enganchar al lector.

Por el momento, este es sólo un prototipo y ha sido probado con la novela de ciencia ficción The girl who was plugged in (La chica que estaba conectada) de la escritora estadounidense James Tiptree. Y aunque de momento está lejos de su comercialización, tal vez lo hecho por el MIT podría suponer un primer paso para el nacimiento de una nueva especie de libros inmersivos.

vía Slate

fuente Mass S65

temas