Asumimos que podría terminar con el estomago de cualquier catador de chiles serranos.

Mike Smith es un horticulturista amante del chile (conste que no es albur), que disfruta el degustar con avidez diversas variantes de pimiento picante en los guisos que prepara su esposa. Además, Smith se ha especializado en el desarrollo de variantes de chile (incluyendo el mítico Mascabel), que genera en su granja en Gales.

Desde hace meses Smith comenzó a desarrollar un chile de árbol diferente y peculiar, al que quería modificar su aspecto para poder darle una forma particular y hermosa, buscando conquistar con su chile a los jueces del exposición floral de Chelsea (Reino Unido), donde se premia a la Planta del Año. Sin quererlo, el pequeño chile de Smith no solo tiene una forma diferente (curvo y regordete), sino también resultó ser el más picante del mundo.

El curvo y regordete “aliento de dragón” es el chile más picante del mundo.

El chile de Smith, que ahora se llama oficialmente “aliento de dragón”, superó en picor al Carolina Reaper, un picosísimo chile diseñado en California que alcanza los 2,200,000 puntos en la Escala Scoville. El aliento de dragón alcanzó los 2,480,000 puntos, algo tan picante que si se ingieren 250 gramos de este chile, destruiría las vías respiratorias de su consumidor.

“El aliento de dragón fue un accidente, pero estoy muy contento con el resultado. Además, la planta es preciosa”, declaró el creador del chile más picante del mundo.

El aliento de dragón concursará en la famosa exposición floral de Chelsea, pero, aunque no consiga el premio, el chile será recordado por ayudar a la ciencia. Lo anterior se debe a que una pequeña parte de los chiles de esta nueva variedad ya están siendo estudiados por investigadores de la Universidad de Nottingham Trent, donde formarán parte de un estudio que busca determinar el uso como anestésico de diferentes variedades de chiles.

fuente IFL Science

temas