El smart glass es un tipo de cristal que puede autorregular su nivel de opacidad. Un grupo de investigadores alemanes trabajan en un dispositivo capaz de adaptar esta tecnología a las cámaras de los smartphones, lo cual podría elevar su calidad considerablemente.

Como muchos de ustedes sabrán, una de las ventajas más claras de las cámaras tradicionales respecto a los pequeños dispositivos en los móviles es la “apertura”. Brevemente, la apertura se refiere a una suerte de agujero por el que pasa la luz. En fotografía, la apertura suele estar regulada por un dispositivo de hojas de metal que se llama “diafragma”; gracias a éste es posible controlar la cantidad de luz que pasa a una fotografía, lo cual nos permite elevar la calidad de la imagen y manipularla con mayor precisión.

"Diafragma Leica", de Ben Stassen
Diafragma Leica, de Ben Stassen

El diafragma de la cámara puede compararse con el “iris” del ojo humano, el cual nos permite enfocar y adaptar nuestra visión a contextos de poca luz o de saturación de la misma. La falta de un dispositivo de esta naturaleza en las cámaras de los celulares hace difícil controlar el foco y tener una imagen de calidad en la noche.

En un estudio reciente, Tobias Deutschmann, de la Technische Universitaet Kaiserslautern de Alemania, aseguró que al momento no hay una tecnología capaz de manipular la apertura en las cámaras de los smartphones; y presentó una propuesta que podría hacerlo.

La propuesta incluye un smart glass adaptado para funcionar como un diafragma en escala compacta. Este tipo de cristales se usan actualmente en arquitectura, montado en ventanas, domos y techos. Se trata de materiales capaces de autorregular la cantidad de luz que permiten pasar a través de su superficie. La opacidad del material se regula de acuerdo a la cantidad de luz que recibe o gracias a impulsos eléctricos que los cruzan. Actualmente los smart glass suelen usarse como solución para el ahorro de energía en la construcción de casas y edificios.

Smart glass para las cámaras de los smartphones
Smart glass para las cámaras de los smartphones

Deutschmann asegura que es capaz de adaptar esta tecnología para generar un “iris” compacto que mejore la calidad de las imágenes tomadas con móviles en circunstancias adversas. En lugar de tener un diafragma como el resto de las cámaras (que ocuparía mucho espacio), el investigador propone un pequeño smart glass que pueda regular la cantidad de luz de manera similar a como lo hace el iris en el ojo humano. Esta tecnología apenas se encuentra en desarrollo, pero si funciona tal y como lo describe su creador, es posible que cambie para siempre la fotografía desde los teléfonos.

vía Live Science

fuente Green Tech Efficiency

temas