Activistas y abocados piden que se invalide el resultado el electoral.

Esto se parece cada vez más a House of Cards. La NBC ha revelado hoy por la mañana que el presidente de Rusia, Vladimir Putin, estuvo personalmente involucrado en una operación encubierta que buscaba interferir en las elecciones presidenciales de los Estados Unidos, dándole ventaja a Donald Trump.

Según dos altos mandos de inteligencia que saben de lo que hablan, Putin habría supervisado la filtración de documentos hackeados a integrantes del Partido Demócrata. De acuerdo con estos datos, la operación comenzó como una venganza contra Hillary Clinton por su abierta falta de simpatía ante el mandatario del país eslavo; sin embargo, ésta fue creciendo hasta convertirse en una misión diseñada para “separar a los aliados de los Estados Unidos creando la imagen de que [nadie] no podrían depender de ellos, desacreditando al país como líder global”.

Pero aquí está la vuelta de tuerca: aunque la CIA ha asentado que el gobierno ruso se entrometió en la elección, otorgándole a Trump cierta ventaja, el FBI y otras agencias permanecen reacias a apoyar esta visión. El consenso, de cualquier modo, es que la operación tenía como objetivo afectar la candidatura de Clinton.

Un último reporte del New York Times sugiere que oficiales de inteligencia habrían descubierto evidencia de que hackers rusos obtuvieron información sensible tanto de los demócratas como de los republicanos, pero que en última instancia solamente la relativa al Partido Demócrata fue entregada a WikieLeaks.

Aunque el grado de responsabilidad de Rusia en este affaire resulta todavía poco claro, es una opinión popular que estos mismos hackers estuvieron detrás de la filtración de mensajes de voz ocurrida hace cuatro meses dirigida de igual modo a integrantes del Partido Demócrata; y que ellos son también los responsables de haber hackeado el email de John Podesta a principios de marzo.

El mes pasado, un grupo de investigadores y abogados instaron a Clinton a impugnar el resultado electoral.

vía The Verge

fuente NBC News

temas