Bajo el nombre de IM5, el primer smartphone de la compañía pone especial atención a las fotografías.

Los últimos años no han sido de vacas gordas para Kodak, que ha visto primero cómo el mercado de la fotografía tradicional disminuyó hasta casi extinguirse, y luego cómo el de las cámaras digitales perdió terreno con las nuevas generaciones de smartphones, que cuentan con cámaras prácticamente igual de potentes. Tal vez por ello es que finalmente Kodak quiere dar el salto al mundo de los teléfonos inteligentes, con un producto elaborado por Bullit Group.

Como ya se esperaba, la compañía presentó en el CES 2015 su primer smartphone, el Kodak IM5, un dispositivo que, como era lógico, busca colocar como su mejor elemento la cámara fotográfica. Si bien este aspecto del teléfono es moderadamente bueno, queda a deber con respecto de otros teléfonos de la competencia, al contar con una cámara principal de 13 MP y otra secundaria de 5 MP. El Kodak IM5 incluye una aplicación para fotos especialmente diseñada para facilitar la captura de imágenes e imprimirlas, demás de una versión de Android KitKat modificada que no luce especialmente sorprendente, al ser muy simple y llena de iconos grandes.

Kodak-IM5-2

Características técnicas

  • Peso: 120 g
  • Pantalla de 5 pulgadas
  • Resolución de  720 x 1280 píxeles
  • Procesador MediaTek de ocho núcleos a 1.7 GHz
  • Almacenamiento interno de 8 GB expandible hasta los 32 vía microSD
  • Memoria RAM de 1 GB
  • Cámara trasera de 13 MP
  • Cámara frontal de 5 MP
  • DualSIM
  • Bluetooth 4.0
  • Sistema operativo Android 4.4.2 (KitKat)

Precio y disponibilidad

El Kodak IM5 llegará al mercado norteamericano en el primer cuatrimestre de este año, su precio será de 250 dólares.

fuente PR News Wire

temas