El día de ayer Facebook levantó polémica al defender su nueva postura de permitir la publicación de vídeos violentos (como asesinatos reales), al asegurar que de esta forma se podía crear conciencia ante hechos lamentables y se defendía la libertad de expresión.   

Hoy, la red social fundada por Mark Zuckerberg, decidió dar marcha atrás y prohibió un brutal vídeo en el que se mostraba la decapitación de una mujer.

La polémica decisión de la red social había sido motivo de escarnio por utilizar un discurso doblemoralista, por un lado permitir que imágenes violentas fueran publicadas y estuvieran al alcance de cualquier persona mayor a 13 años, mientras se prohibían subir fotos de pechos desnudos aunque fuera por motivos artísticos. Tras los comentarios negativos en la red, a los que se sumó el primer ministro inglés David Cameron a través de su cuenta en Twitter, Facebook ha tenido que dar marcha atrás a través de un comunicado publicado en el sitio AllThingsD.

“Hemos re-examinado avisos recientes de contenido gráfico y hemos concluido que esto glorifica la violencia de forma inapropiada e irresponsable. Por este motivo, lo hemos eliminado”, dice parte del comunicado.

En su mea culpa la red social afirma que a partir de ahora cuando reciba una alerta de contenido violento inapropiado por parte de sus usuarios, primero revisará el contexto del mismo para decidir si la imagen o video celebra la violencia o no. Aunque enfatiza que, para poder ser evaluado, el contenido gráfico debe contener una advertencia por parte de la persona que lo comparta en la que avise que puede ser inapropiado para algunas personas.

Con esta nueva política Facebook seguirá siendo motivo de polémica, debido a que ahora estará en el ojo de la crítica que evaluará cuáles imágenes o videos pasan los controles de sus censores y cuáles no.

fuente All Things D

temas