Rick Baker, el famoso y galardonado diseñador de efectos especiales, publicó en su cuenta de Twitter fotografías de los conceptos que le presentó a Steven Spielberg como parte de una película que nunca se rodó, pero que el director utilizó sin su permiso como inspiración para la imagen gráfica de E.T. 

En 1977, después de filmar Encuentros Cercanos del Tercer Tipo, Steven Spielberg se encontraba en los cuernos de la luna, pues había conseguido su segundo éxito comercial de manera consecutiva, luego de la gran recaudación que había tenido Tiburón dos años antes. A pesar de eso, no pudo evitar que Columbia ordenara el inicio de la producción de una secuela para aprovechar el impacto que había generado en la audiencia.

En ese tiempo el director era un declarado enemigo de las segundas partes, debido a que pensaba que eran un truco barato y poco creativo para exprimir el dinero de los espectadores, por lo que aceptó filmar la continuación de su historia de extraterrestres si le daban el control creativo total de la cinta. Spielberg pensaba darle un tono completamente distinto al filme, suspenso y terror, para disgusto de los productores.

Originalmente la llamó Watch the Skies, pero por un problema de derechos terminó llamandose Night Skies, película que nunca se rodó pero de la que se conserva parte del guión. La historia está levemente basada en un supuesto hecho de la vida real que Spielberg escuchó cuando grababa Encuentros Cercanos del Tercer Tipo, según el cual una familia de un pueblo rural de los Estados Unidos tuvo un encuentro poco amistoso con unos alienígenas.

 

El guión de la cinta trataba de la llegada a un pueblo de cinco extraterrestres, cada uno con una personalidad propia, entre los que se encontraba el maléfico Scar y sus ayudantes Hoodoo y Klud, quienes contaban con un dedo largo y huesudo que usaban para diseccionar animales de granja. También estaba Squirt, un alien tierno que sería el elemento cómico en la cinta. Finalmente, Buddy sería el héroe, un extraterrestre benevolente que se haría amigo de un niño autista con problemas familiares producto del divorcio de sus padres, al que ayudaría junto a su familia a enfrentar a Scar.

Por sugerencia de Melissa Mathison, novia de Harrison Ford, Spielberg decidió rehacer el guión centrándose sólo en la parte de la relación de un niño y un alien amistoso, dando lugar a E.T. El extraterrestre, el resto del guión fue utilizado muchos años después para dar forma a la película Gremlins.

Quien se vio más afectado por el abrupto cambio del guión fue el experto es  en efectos especiales Rick Baker, debido a que él ya había gastado 700, 000 dólares en diseños de modelos y animatronics para Night Skies. Por ello, cuando Spielberg quiso recontratarlo para hacer los efectos de E.T.,  él simplemente se negó. Esta semana, después de décadas de estos hechos, Baker subió a su cuenta de Twitter imágenes de los conceptos originales nunca antes vistos de la película mal lograda. Evidenciando que muchas de sus ideas se utilizaron para dar forma a E.T.

 

 

vía Coomicbook Movie

fuente Rick Baker

temas