¿Qué es el efecto Fujiwhara, el extraño fenómeno que puede hacer más peligroso a un huracán?

El efecto Fujiwhara es un fenómeno marítimo extraño del que se tienen pocos registros
(Foto: NASA)

Los huracanes no solo son uno de los fenómenos más peligrosos del océano, sino que pueden desatar un extraño fenómeno que puede multiplicar su fuerza destructiva. Se trata del llamado efecto Fujiwhara, y nosotros te explicamos qué significa eso y por qué se llama sí.

También te recomendamos: ¿Qué es un huracán, por qué se forman y cómo se clasifican?

Los ciclones tropicales (recordemos que este es el verdadero nombre científico para estos fenómenos, mientras que se llaman huracán, ciclón y tifón de acuerdo al lugar donde sucedan) son fenómenos naturales destructores y colosales. Y si hay algo más aterrador que una tormenta son dos tormentas. Pues esto existe y cuando sucede puede ocasionar que la fuerza destructora de un huracán aumente considerablemente. Se trata del efecto Fujiwhara, un extraño fenómeno del que se tienen pocos registros.

El efecto Fujiwhara describe la unión de dos ciclones tropicales que sucede cuando dos tormentas colisionan. En este escenario los resultados pueden variar: puede que una de las tormentas absorba a la otra, cosa que puede suceder cuando una de las dos tiene más fuerza que la otra, o bien puede pasar que las dos comiencen a girar una en torno de otra. Cuando esto último sucede estamos propiamente frente al efecto Fujiwhara.

Es un fenómeno extraño del que se conocen pocos ejemplos. Sucedió en 2005 cuando el huracán Wilma se fusionó con el huracán Alpha en el norte del Atlántico y volvió a suceder en 2007 en el mar de China Meridional. Se prevé que este fenómeno pueda repetirse entre los huracanes Mario y Lorena, que a la fecha se dirigen hacia el norte de la república mexicana.

El efecto Fujiwhara recibió su nombre de Sakuhei Fujiwhara, un científico japonés que en 1921 estudió unos ciclones con este comportamiento. Fujiwhara también hizo contribuciones en temas de acústica y fue nombrado director de la Agencia Japonesa de Meteorología en 1941.