La empresa estadounidense Lick Me I’m Delicious (les juro que así se llama), del aclamado inventor de comida para niños Charlie Harry Francis, propuso en un post reciente la creación de un helado con Viagra y sabor a champagne. La creación incluye 25 mg de la maravilla azul que ha ayudado a tantos hombres con disfunción eréctil.

El helado fue una creación exclusiva por petición de un cliente de la marca y no parece que será comercializado, al menos en un futuro inmediato. Pero más allá de eso, nos sirve de pretexto para plantear una pregunta interesante, ¿el Viagra puede ser usado como droga recreativa?

Como sabrán, el Citrato de Sildenafilo, comercializado y mejor conocido como Viagra, fue descubierto por accidente como medicamento para contrarrestar la disfunción eréctil. Tal descubrimiento se llevó a cabo mientras la sustancia era probada para su uso en la hipertensión arterial y la angina de pecho en el Reino Unido. A partir de que Pfizer se hizo con la patente, el Viagra ha sido ampliamente consumido y les ha dado ganancias exorbitantes. Pero, ¿qué pasa cuando se usa sin tener disfunción eréctil?

Imagen: Lick Me I'm Delicious
Imagen: Lick Me I’m Delicious

En Estados Unidos el 21% de los consumidores de Viagra son hombres entre 18 y 30 años que la usan como droga recreativa. Myron Murdock, urólogo del Instituto Americano de Impotencia, en EEUU, aseguró que no había problema con que los hombres usaran el Citrato de Sildenafilo de esa forma.

Evidentemente, todo uso excesivo de cualquier droga recreativa es peligroso, pero al momento no se sabe con certeza cuáles son los efectos negativos del Viagra usado de esta manera. Más aún, tampoco sabemos propiamente cuáles son sus efectos positivos.

Un estudio de 2010 sugiere una relación entre el uso del Viagra y la pérdida del oído. En el mismo sentido, este mes el Journal of the American Medical Association publicó un estudio en el que se afirma que los hombres que usan la pastilla azul tienen un 84% más de posibilidades de ser diagnosticados con melanoma (un tipo mortal de cáncer de piel), que los que no la usan.

Del otro lado los datos tampoco son muy alentadores. Hasta el momento no existe un estudio serio y conclusivo que asegure que el Viagra mejora el rendimiento sexual de hombres que no padecen disfunción eréctil. No hay mucha información al respecto, pero por lo que hasta ahora se ha estudiado no hay bases para suponer que el Citrato de Sildenafilo mejora la libido o el desempeño. Por el contrario, algunas investigaciones sugieren que el uso recreativo de esta droga produce un efecto placebo. Lo único positivo que ha sido sugerido al respecto es que el Viagra disminuye el “periodo refractario” (el tiempo que pasa entre un orgasmo y el siguiente periodo de excitación), pero nada más.

Aunque estos estudios son serios, estamos lejos de que sean conclusivos. En otras palabras, no podemos asegurar cuáles son exactamente los efectos negativos de usar el Viagra como droga recreativa, ni tampoco cuáles son sus efectos positivos en los hombres sin disfunción eréctil. Así que pudo no pasar nada con aquellos que se comieron el helado con Viagra y sabor a champagne, puede ser que este helado no sea más que una curiosidad sin muchas consecuencias.

vía Live Science

temas