Si vives en la Ciudad de México, seguramente hoy notaste que un extraño aro de luz apareció alrededor del Sol. ¿Pero qué es exactamente? ¿Un arcoíris? ¿Una explosión solar? ¿Una señal del fin del mundo? ¿O la gran Genkidama de Goku?

En realidad los halos solares son un fenómeno muy común, aunque no en ests parte del mundo. Estos aros suelen aparecer en zonas como cercanas a los polos, debido a que se forman por partículas de hielo suspendidas en la troposfera, las cuales refractan la luz solar en un círculo de varios colores a 22 grados del Sol.

Fuera de las áreas polares, los halos se crean cuando hay unas condiciones climáticas muy específicas, como una tormenta o cuando hay nubes altas de tipo cirrus cristalizadas por el frío. Es por ello que este tipo de fenómenos aparecen más frecuentemente en temporada de lluvias, como la que hemos vivido en la capital en estos últimos días.

Sol-halo-3

¿Pero es seguro mirarlo? Aunque la tentación de ver directamente el Sol sea grande, debemos evitar hacerlo, ya que la radiación solar y los rayos ultravioleta atraviesan la capa de ozono y pueden provocar daños al tejido ocular. Por eso se recomienda usar algún tipo de protección que evite el contacto de la vista con Sol.

Así que tranquilos, no se trata de un mal presagio o un símbolo de mal agüero, son sólo unos pequeños cristales allá arriba. Disfrútenlo mientras dure.

temas