Huesos en el espacio: encuentran calcio en el espacio exterior

Científicos descubren calcio en la composición de una estrella que se encuentra a 500 años luz del planeta Tierra
(Foto: ESA/PACS/SPIRE Consortia)

El calcio es uno de los principales componentes químicos de nuestro planeta. Y también es indispensable para la vida en la Tierra. En muchos organismos vivos es fundamental para la formación de huesos. Pero no solo se encuentra en esta parte del universo.

Investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) descubrieron rastros de calcio en la remota IRC+10216, estrella que se encuentra a 500 años luz del sistema solar. El descubrimiento es importante por ser la primera vez que se encuentra (fuera del planeta Tierra) calcio en la composición de una molécula. Se trata del isocianuro de calcio o CaNC.

Analizando los datos obtenidos del radiotelescopio IRAM 30m, que se encuentra en la ciudad de Granada, y la composición química de IRC+10216 los científicos llegaron a la conclusión de que el isocianuro de calcio es uno de los elementos que entran en la composición de las capas de la estrella. Anteriormente se había encontrado que otros elementos metálicos forman las capas de la estrella, pero nunca que el calcio entrara en alguno de los elementos que la componen.

La IRC+10216 es una estrella en una fase avanzada de su evolución. Esta clase de astros aumentan de tamaño conforme pasa su vida y poco a poco expulsan en forma de capas los materiales que los componen. Lo primero que se expulsa son los metales, que se condensan en granos de polvo. Los astros rocosos que se forman a partir de las estrellas jóvenes están formados con este polvo estelar.

Nuestro sol también llegará a una etapa similar en su evolución, y con ello enriquecerá el medio con elementos y moléculas nuevas.

José Cernicharo, uno de los responsables del proyecto, comentó que el descubrimiento ayudará a “comprender la evolución físico-química del medio interestelar” y la historia del universo en general.

También contribuirá a que entendamos, según Cernicharo, el origen de la vida en el planeta.