¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Hombre en China muere tras contagiarse por hantavirus

Tras originarse el pánico en medio de la pandemia por el Covid-19, expertos señalaron que no había de qué preocuparse por un nuevo virus.
(Foto: Reuters)

Un hombre falleció abordo de una autobús en China tras ser contagiado por un extraño padecimiento transmitido por ratones. El caso se presentó en la provincia de Yunnan, y provocó el pánico en redes sociales cuando China, y el mundo, aún se encuentran enfrentando la pandemia del nuevo coronavirus (Covid-19).

Este lunes, el Global Times informó que una persona -aún sin identificar- había fallecido a causa de haber sido contagiado por el denominado hantavirus. En medio de la preocupación por el Covid-19, que se originó en el país asiático, se suscitó el pánico por el brote de un nuevo virus. Sin embargo, tal y como apuntan en el New York Post, debido a estas circunstancias los expertos de inmediato se adelantaron a explicar que no se trata de una nueva enfermedad. Además, de que apuntaron de que no se tiene registro que alguna vez se haya transmitido de persona en persona.

“Se le dio positivo para #hantavirus. Otras 32 personas en el autobús fueron evaluadas”, informó el Global Times sin dar a concoer más detalles.

El hantavirus es una enfermedad que se originó en la década de los 50, durante la guerra estadounidense-coreana en Corea, explicó a través de Twitter el científico sueco Sumaiya Shaikh. Agregó que se trata de un virus que se propaga a través de los fluidos corporales de las ratas o ratones que pueden ser ingeridos accidentalmente por un ser humano. “Por favor, no se asuste, a menos que planee comer ratas”, enfatizó Shaikh.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de los Estados Unidos, explicaron los síntomas por el hantavirus pueden presentarse hasta ocho semanas después del contagio, tras “la exposición a orina fresca, excrementos o saliva de roedores infectados”. Y añadieron que se trata de una enfermedad “rara”, con una una tasa de mortalidad del 38%. 

Los síntomas son similares a los del Covid-19, que incluyen fiebre, dolores de cabeza, tos y falta de aliento.