La investigación científica se aprovechó de los datos recabados por el telescopio espacial WISE para buscar niveles inusuales de radiación. 

Un equipo de científicos de la Universidad Estatal de Pensilvania podría aportar pruebas de que no estamos solos en el Universo. El grupo de investigadores tomó como base la teoría de 1960 del físico Freeman Dyson, de acuerdo con la cual  las civilizaciones alienígenas avanzadas más allá de la Tierra podrían ser detectadas por la evidencia inequívoca de sus emisiones de radiación por encima del infrarrojo medio, aspecto que ya puede medirse gracias a los telescopios espaciales, como el que se encuentra en el satélite WISE.

Roger Griffith, director del proyecto, usó como base para el experimento casi todo el catálogo de datos recolectados por WISE, que tiene información de cien millones de galaxias, para seleccionar las que emiten radiación por encima del infrarrojo medio. El equipo examinó y clasificó las 100,000 galaxias que lucían más prometedoras, dedicando mucho tiempo a buscar radiación extraordinaria en ellas.

“La idea detrás de nuestra investigación es que, si una galaxia entera hubiera sido colonizada por una civilización con capacidad espacial avanzada, la energía producida por las tecnologías de esa civilización serían detectables en longitudes de onda del infrarrojo medio, exactamente la radiación para la que fue diseñado el telescopio WISE con otros fines astronómicos “, indicó Jason T. Wright, parte del proyecto.

De acuerdo con Roger Griffith, así como la Tierra emite un tipo de radiación, calor y luz diferente a los otros planetas del Sistema Solar, los planetas con vida inteligente deberían de generar una firma similar.

kodos-kang
¿Por fin comprobaremos que existe vida inteligente fuera de nuestro planeta?

Hasta el momento, la mayoría de las galaxias analizadas no presentaron energía fuera de lo común, pero de las miles de galaxias analizadas 50 lucen prometedoras.

“Hemos encontrado unos 50 galaxias que tienen niveles inusualmente altos de radiación infrarroja media. Nuestros estudios de seguimiento de esas galaxias podrán revelar si el origen de esos resultados de radiación proceden de procesos astronómicos naturales, o si son un indicador de la presencia de una civilización alienígena avanzada.” dijo Roger Griffith.

De acuerdo con los investigadores, la falta de energía por encima del infrarrojo medio no prueba que una galaxia no esté habitada, sino que en ella no existe vida avanzada tal y como la podría imaginar la ciencia.

“Nuestros resultados indican que, de las 100,000 galaxias que WISE pudo analizar a detalle, ninguna de ellas esta ampliamente poblada por una civilización extraterrestre que emite una luz o energía  diferente a la de sus estrellas. Eso es interesante porque estas galaxias tienen miles de millones de años de edad, lo que debería significar un montón de tiempo para que se hayan llenado de civilizaciones extraterrestres, si es que existen. Así que, o no existen, o aún no utilizar la energía suficiente para que las reconozcamos “, dijo Wright.

A pesar de que la primera fase de la investigación esta terminada, el proyecto continuara buscando determinar que ocasiona la peculiar radiación en las 50 galaxias misteriosas. ¿Estaremos cerca de comprobar que la vida se encuentra más allá de nuestro planeta?

vía Telegraph

fuente The Astrophysical Journal Supplement Series

temas