Sea Orbiter es un laboratorio de investigación que puede transportarse por el mares sin problemas con una tripulación de 22 científicos.

Este laboratorio transportable fue diseñado por el arquitecto naval francés Jacques Rougerie, y es el resultado de 30 años de investigación. La nave podrá sumergirse algunas de sus partes como un submarino y permitir a sus tripulantes realizar experimentos bajo el agua 24 horas del día los siete días de la semana durante largos periodos de tiempo.

Para el diseño de la estación se consultó a personalidades de la talla de Jean-Michel Cousteau, o el exdirector de la NASA Daniel Goldin. También cuenta con el patrocinio de compañías como National Geographic.

Sea-Orbiter-02

El navío es distinto a cualquier barco actual. Mide 57 metros de altura, 30 de ellos se mantendrán por debajo del nivel del agua todo e tiempo, justo en la parte donde está el laboratorio. El vehículo está diseñado en aluminio de grado aeronáutico, y sus motores e instalaciones se alimentarán mediante un sistema triple que extraerá electricidad del viento, el sol y las corrientes marinas. En palabras de Rougerie:

“El SeaOrbiter es la síntesis de todo lo que hemos podido hacer en el mar: Es al mismo tiempo un hábitat en movimiento y un punto de partida para la investigación y la exploración submarina. No reemplazará a los barcos oceanográficos o submarinos de exploración, pero si es otra manera de explorar y comprender mejor el universo bajo el agua”.

Por lo pronto su creador necesita 235,000 dólares para iniciar la construcción de la nave, por lo que para juntar esa cantidad se apoya del crowdfunding en la web Kisskissbankbank. Si consigue la meta en efectivo, la construcción de este navío comenzará en la primavera de 2014, y concluirá a finales de 2015.

Se espera que el primer viaje de la nave sea a Mónaco en 2016, donde Rougerie espera conocer mas de las bastas áreas submarinas que rodean ese principado.

vía Fast Company

fuente Kiss Kiss Bank Bank

temas