A partir de ahora, los pasajeros de algunos vuelos directos hacia los Estados Unidos deberán probar smartphones, tablets y computadoras antes de abordar el avión, ya que si el dispositivo no está cargado se confiscará.

La Dirección de Seguridad en el Transporte de los Estados Unidos (TSA, por sus siglas en inglés) emitió un comunicado donde informa que dentro de las nuevas medidas de seguridad que está implementando en el transporte aéreo, se incluye una que le permite a los elementos de seguridad y atención a clientes revisar los artefactos electrónicos que transporten los pasajeros de vuelos internacionales con destino al país de las barras y las estrellas. En caso de que los dispositivos no tengan batería y por lo tanto no enciendan, serán confiscados y a sus dueños se les someterá a una inspección adicional.

Si bien, la TSA no puede realizar revisiones en el extranjero, tiene la capacidad de establecer criterios y procesos de revisión para vuelos con destino a Estados Unidos desde el exterior. Hasta ahora no se a precisado cuáles aeropuertos internacionales son los que cumplirán la nueva medida, pero se sabe que uno de ellos es el de Heathrow, en Londres, debido a que el propio aeropuerto ha anunciado el cambio en la política de registro de seguridad para viajes a Estados Unidos en  su página oficial.

Desde inicios de mes el Departamento de Seguridad Interna de los Estados Unidos (DHS, por sus siglas en inglés) había anunciado que le ordenaría a la TSA que pidiera medidas de seguridad adicionales a algunos aeropuertos con vuelos directos a Estados Unidos. Aparentemente se teme que se utilicen los artefactos para ocultar alguna clase de amenaza en un posible ataque terrorista que, de acuerdo con rumores, podría estarse preparando en Yemen y Siria por grupos de Al Qaeda.

Por lo pronto, de acuerdo con la BBC, algunas líneas aéreas inglesas, como British Airways, le están solicitando a sus pasajeros que se dirigen a EEUU que tengan a la mano el cargador de su teléfono o computadora en caso de que se requiera revisar sus dispositivos. Se sabe que, por lo menos en Inglaterra, las líneas destinarán un espacio para que los pasajeros puedan cargar sus aparatos antes de abordar sus vuelos.

A pesar de que aún no se conoce si las nuevas medidas de seguridad se implementarán en México, lo más probable es que así sea.

vía BBC

fuente TSA

temas