Microsoft ha anunciado que su CEO, Steve Ballmer, dejará el puesto dentro de los próximos 12 meses, luego de que su sucesor haya sido elegido.

De acuerdo con Ballmer, la decisión llega en un momento de “importante transformación” para la compañía, en la que buscan enfocarse en “dispositivos y servicios que le ayuden a los clientes a realizar las actividades que más valoran”. Un camino que el nuevo CEO deberá seguir, señala Ballmer en la carta.

Aunque para muchos el mandato de Steve Ballmer en Microsoft ya había durado demasiado, lo cierto es que la compañía no atraviesa por la mejor situación para hacer este tipo de cambios. Ballmer lo sabe, aunque asegura que “nunca hay un momento perfecto para esta clase de transición”.

Ballmer se incorporó a la compañía en 1980, convirtiéndose así en el empleado número 30 de Microsoft. En el 2000 fue nombrado CEO en sustitución de Bill Gates, y durante su cargo se realizaron importantes lanzamientos como el de Windows XP, Windows 7 y Xbox 360; mientras que en el otro lado de la moneda, también tuvo que afrontar los desastres que significaron Zune y Windows Vista.

Ahora el todavía CEO de Microsoft esperará a que un comité especial que incluye al mismo Bill Gates, tomé la decisión y nombre a un nuevo presidente. Por su parte, Ballmer continuará como uno de los principales accionistas de la empresa y cuando el momento llegue, dejará la batuta de la empresa para ocupar un lugar como consejero.

fuente Microsoft

temas