Las famosas pantallas flexibles que hasta hace algunos meses estaban en boca de todos, no son vistas todavía como un potencial mercado redituable para dos de los más importantes fabricantes de tecnología. 

Según The Wall Street JournalSony y Panasonic acaban de terminar con su asociación que tenía como único fin producir de manera masiva televisores con pantallas OLED. El acuerdo entre estas dos gigantes multinacionales sólo se prolongó durante 18 meses.

Las fuentes anónimas que filtraron la información afirman la apuesta por la tecnología OLED se terminó cuando ninguna de las dos empresas consiguió grandes ventas de sus modelos en las convenciones tecnológicas más importantes del mundo.

Al tomar esta decisión las compañías se enfocarán, aunque ahora por separado, en la fabricación de televisores 4K. Ahora sólo Samsung y LG serán las empresas que fabriquen grandes pantallas OLED.

vía The Wall Street Journal

temas