La compañía continúa su viacrucis.

Desde hace algún tiempo Yahoo comenzó un largo viacrucis que parecía terminar con su adquisición por parte de Verizon. Sin embargo, hace unas semanas nos enteramos de la renunicia de Marissa Meyer como CEO de la empresa y, según el Wall Street Journal, la compañía ahora está siendo investigada por no dar a conocer a tiempo la información acerca de los ataques masivos que recibió recientemente.

En septiembre de 2016, Yahoo reveló que un hacker no identificado había robado los datos personales de, al menos, 500 millones de usuarios. Cuando realmente, en diciembre pasado, la compañía admitió que se trataban de mil millones de cuentas las que habían sido comprometidas en un hackeo de datos en agosto de 2013. La información robada incluía nombres, direcciones de correo electrónico, números de teléfono, fechas de nacimiento, contraseñas, preguntas y respuestas de seguridad. 

La SEC (Securities and Exchange Commission), la comisión de valores de Estados Unidos, está investigando por qué Yahoo esperó tanto tiempo antes de revelar la violación masiva de sus datos, a pesar de que el hecho ya era conocido por algunos miembros de la empresa incluso desde 2014. La comisión está pidiendo los documentos respectivos a la compañía para definir si el gigante de internet era capaz de haber informado con anterioridad sobre el ataque a sus inversores.

Yahoo está negociando actualmente una oferta de compra por parte de Verizon, que al parecer, y dado lo sucedido, está buscando descontar mil millones de dólares de su contrato original, el cual está estipulado en 4,800 millones de dólares. No sabemos bien a bien, si está nueva investigación en contra de la compañía tendrá consecuencia directas sobre el precio de las acciones de Yahoo.

vía MacRumors

fuente The Wall Street Journal

temas