Sólo falta que Instagram cambie su nombre por Snapchat para hacerlo oficial.

El equipo de Mark Zuckerberg sigue, sigue y sigue robándose las ideas de Snapchat y a nadie parece importarle. Ahora Instagram descaradamente añade una función que permite enviar videos y fotografías que desaparecen una vez que han sido vistas, como la función que hizo famosa a Snapchat en primer lugar.

Para hacerlo sólo es necesario presionar el nuevo icono de la cámara azul que aparece en la sección de mensajes directos. La aplicación te avisará quién ha visto tus mensajes, y cuando tú recibas un mensaje de este tipo lo destacará en azul en la bandeja de entrada. El remitente será notificado si se reproduce o se hace una captura de pantalla del mensaje.

Los mensajes directos han sido un gran éxito en Instagram: de noviembre del 2016 a la fecha su uso creció en 75 millones, alcanzando los 375 millones de personas que usan los Instagram Direct. Pero esto no será todo, la red social anunció que esta función de mensajería será la que más reciba novedades en lo que resta del año.

fuente Instagram Blog

temas