El cliente extrae justo la información que necesitamos para no revisar correo tras correo.

Google acaba de mejorar su cliente de correo Inbox (¿lo recuerdan?), el cual ahora tiene un sistema de inteligencia artificial que ayuda a que las búsquedas nos devuelvan mejores resultados. De esta forma, sólo tendremos que ingresar unas cuantas palabras para encontrar rápidamente la conversación que necesitamos, sin necesidad de revisar mensaje tras mensaje.

La idea es que si buscamos un número de vuelo, la dirección de un hotel en el que tenemos una reservación, un evento próximo o una cuenta por pagar, el algoritmo de la aplicación extraiga de un correo sólo la información que necesitamos. Estos datos aparecerán hasta arriba en forma de destacados, mientras que el resto de los mensajes se ordenará según la fecha. Tal vez sean sólo unos cuantos segundos los que nos ahorremos, pero cuando necesitas encontrar algo rápidamente, esto te puede quitarnos varios dolores de cabeza.

fuente Official Gmail Blog

temas