Aparentemente Amazon estudia seriamente entrar de lleno al mercado de la música en streaming en algún momento no especificado de este año.

De acuerdo con fuentes cercanas a Amazon, la empresa ya inició platicas con diferentes disqueras para iniciar un servicio similar a Spotify, aunque las mismas fuentes aseguran que las pláticas se han estancado debido a que Jeff Bezos y compañía han solicitado un trato sustancialmente diferente al que tienen otros servicios similares. Amazon pide que los sellos discográficos le sedan las canciones para su eventual servicio a un precio por debajo del que pagan Spotify, Rhapsody y Beats.

La razón de lo anterior es que el servicio de música de Amazon no sería de uso libre, sino que se incluiría al actual paquete Prime que ya gozan los usuarios Premium de la página, quienes ya cuentan con un servicio de streaming de video.

De concretarse este nuevo servicio, en el que seguramente se incluirá alguna otra función, la empresa podría subir la tarifa de su servicio Premium hasta en un 50% a lo largo de este año.

vía Re/code

temas