Un grupo de expertos escaneó la cara del Presidente de Estados Unidos e imprimió un busto que incluso reproduce los poros del mandatario.

Una de las tradiciones más añejas de Estados Unidos es que cada mandatario que ha gobernado al país de las barras y las estrellas debe de legar una imagen -ya sea en pintura o escultura- que inmortalice su efigie. A diferencia de sus predecesores, quienes tuvieron que pasar horas posando o embadurnarse la cara para dar forma a un molde de yeso, Barack Obama sólo tuvo que estar unos cuantos segundos bajo unos reflectores para dar forma a la más fiel reproducción de un presidente norteamericano.

Obama en el proceso de ser escaneado
Obama en el proceso de ser escaneado

Lo anterior se consiguió gracias a la colaboración de investigadores del Instituto para la Creatividad Tecnológica de la Universidad del Sur de California (USC por sus siglas en inglés) y el Instituto Smithsoniano. Para escanear el rostro de Obama los expertos usaron 50 lámparas LED, 14 cámaras especiales de alta resolución y un escáner 3D, posteriormente, con ayuda de una impresora 3D Laser Sintering, fabricaron una copia fiel de la cara del presidente.

El busto de Obama actualmente puede verse en el Smithsonian Castle de Washington, donde permanecerá hasta el 31 de diciembre. Posteriormente formará parte de la Galería Nacional de Retratos de Estados Unidos, convirtiéndose en el primer objeto de este tipo que es tan fiel que incluso reproduce los poros del presidente.

fuente The White House (YouTube)

temas