Un tribunal estipuló que solo los productos derivados de animales pueden llevar la palabra leche en sus etiquetas.

A partir de hoy, la leche de soya y todos los derivados de este producto, como el yogur, queso, nata o mantequilla, no podrán usar la palabra “leche” para describirlos en su etiqueta. Así lo decidió un Tribunal de la Unión Europea instalado en Luxemburgo.

La decisión fue tomada luego de un litigio entre la empresa alemana TofuTown contra una asociación en pro de la competencia; por infringir la normativa europea sobre denominaciones de productos lácteos (razón por la cual ya no se puede usar la palabra yogur en los postres lácteos).

TofuTown elabora y distribuye alimentos vegetarianos y veganos y los promociona con las denominaciones mantequilla de tofu Soyatoo, queso vegetal, veggie-cheese, cream y otros nombres similares. En su defensa alegó que “su publicidad no contraviene las reglas de la UE” dado que la forma en la que el consumidor comprende ahora las denominaciones es diferente.

El tribunal europeo declaró que al usar términos como “leche, nata, Chantilly, mantequilla, queso y yogur” no son prueba de que los productos sean lo que dicen ser. En este sentido la Leche de soya no puede venderse como lácteo, simplemente ¡No lo es!

“Se vería también menoscabado el objetivo de mejora de las condiciones económicas de producción y de comercialización, así como la calidad de la leche y los productos lácteos”, concluye la sentencia.

Ahora la palabra leche solo será destinada a los productos lácteos de origen animal, lo cual supone un problema de logística para las empresas, quienes ahora tendrán que re etiquetar sus productos.

fuente Tribunal de Justicia de la Unión Europea

temas