Académicos de las dos universidades más importantes de México se unieron para realizar el vuelo experimental.

El IPN informó que, con ayuda de académicos de la UNAM, lograron lanzar desde el Parque Ecológico Explora, de León, Guanajuato, el primer vuelo experimental a la estratósfera en la historia de México. El gran hito científico nacional consistió en el envío de un artefacto llamado Sistema de Adquisición de Datos Meteorológicos (SADM-1), que pudo elevarse por los aires gracias a un globo de látex que llevó al dispositivo hasta una altura de 35 kilómetros. Una vez en el punto de mayor altura del globo, una plataforma incorporada (diseñada por la UNAM) lanzó al SADM-1 hasta la estratósfera.

El experimento fue una prueba para futuros vuelos a gran escala, que tendrán como misión enviar componentes científicos para futuros satélites mexicanos, que buscan entender fenómenos sísmicos, analizar la ionósfera y estudiar fenómenos meteorológicos.

Gracias a SADM-1, los académicos del IPN y la UNAM lograron captar información que será usada para investigaciones relacionadas con estudios de la atmósfera, la temperatura, y de la física de la Tierra, así como tomar impactantes imágenes en alta resolución de la geografía nacional. La información que está captando SADM-1 se consiguió gracias a un software flexible, un giroscopio, un magnetómetro, y un acelerómetro que se incluyeron en la pequeña nave.

SADM-1 fue diseñado por científicos del IPN, mientras que la plataforma que ayudó al dispositivo a llegar a la estratósfera, conocida como Carga de Servicio Mexicana (CSM), fue obra de académicos de la UNAM. En el proyecto también participaron la empresa Remtronic, que se encargó del lanzamiento, seguimiento y recuperación de la plataforma, y la Universidad Autónoma de Nuevo León, que ayudó al desarrollo del nano-recubrimiento que protegió los sistemas electrónicos del SADM-1.

vía INVDES

fuente IPN

temas