UNAM asegura que garantizará los derechos de Carlos Santamaría por acoso escolar

Sus profesores lo llegaron a calificar injustamente y hasta organizaron una campaña de desprestigio en su contra.
(Foto: UNAM)

Uno podría pensar que la vida escolar de un niño genio como Carlos Santamaría Díaz podría ser fácil. En 2018, con tan solo 12 años de edad, se convirtió en el estudiante más jóven de la UNAM al ingresar a la Facultad de Ciencias y cursar la licenciatura de Física Biomédica. Se esforzó como cualquier otro estudiante para lograrlo. Estudió, estudió y estudió más. También es autodidáctica, pero seguramente nunca imaginó que las materias que impartían en la universidad no serían su más grande obstáculo, sino sus propios maestros.

También te recomendamos: Por primera vez en la historia un niño de 12 años estudiará una licenciatura en la UNAM

En una entrevista con Excélsior, contó cómo recibía malas calificaciones a propósito que incluso, lo llevaron a presentar un examen extraordinario que, por cierto, resolvió perfectamente. Y como si no fuera lo suficientemente dura la vida de un niño, también explicó que una vez un profesor de la Facultad inició una campaña en su contra a en redes sociales para dañar su imagen y menospreciar sus méritos. Ante esta situación, su padre llevó ante un tribunal federal su caso por “acoso y difamación” que terminó favoreciendo a Carlos resolviendo que la UNAM tendría “que modificar  o mejorar su legislación no sólo para proteger a Carlos, porque todo niño tiene derecho a estudiar en un lugar sano y seguro, sino a cualquier otro niño que demuestre las competencias para ingresar”, explicó el padre, Fabián Santamaría. Pero aún hacía que la universidad acatara la orden.

En un comunicado, la Facultad de Ciencias aseguró que la Universidad “dará cumplimiento a la ejecutoria de amparo en los términos establecidos, respetuosa como siempre ha sido de las determinaciones judiciales” para garantizar los derechos de Carlos, pero sin dar más detalles al respecto.

La Facultad agregó que siempre cumplió con atender las quejas e incluso, que la comunidad de la institución en conjunto con la directora, se reunían constantemente para analizar la manera en que ayudarían a Carlos.

El profesor acusado de bullying  fue amonestado por la Facultad de Ciencias mientras que el ayudante del profesor de Álgebra que calificó injustamente a Carlos recibó una sanción administrativa.

Carlos continuará estudiando en la UNAM.