¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

AztechSat-1: El primer Nanosatélite mexicano retrasa su puesta en órbita (Actualización)

La misión investigará la conexión del nanosatélite con la constelación satelital Globalstar.
(Foto: UPAEP)

El nanosatélite mexicano AztechSat-1 iba a entrar en órbita este miércoles 12 de febrero a las 5:40 de la mañana, pero la misión fue retrasada por la NASA en el último minuto. El proyecto realizado por estudiantes y profesores de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla (UPAEP) tiene el propósito de investigar la conexión del nanosatélite con la estación satelital Globalstar en un intento por hacer que este tipo de satélites dejen de depender de estaciones terrestres para compartir su información recabada.

También te recomendamos: SpaceX lanza con éxito su cuarto lote de satélites Starlink que transmiten Internet

El retraso en la puesta en órbita del AztechSat-1 se debió a que el cohete Antares canceló su lanzamiento el 10 de febrero, aplazándolo para el 13 de febrero. Este cohete llevará cuatro toneladas de suministros a la EEI. El nanosatélite mexicano será lanzado el 17 de febrero, aunque podría retrasarse nuevamente por causas imprevistas.

La fase de lanzamiento del nanosatélite AztechSat-1 se llevó a cabo el pasado 05 de diciembre de 2020 en las instalaciones de la NASA de Cabo Cañaveral. Este primer paso envió el nanosatélite a la Estación Espacial Internacional (EEI), mismo que llegó el 08 de diciembre a las instalaciones de la EEI.

“Luego de la fase de lanzamiento, realizada el 05 de diciembre de 2019 desde las instalaciones de la NASA en Cabo Cañaveral, el nanosatélite fue transportado por la cápsula Dragon como parte de una misión de la compañía SpaceX de Elon Musk”, comentó la Agencia Espacial Mexicana (AEM) en un comunicado.

Cerca de las seis de la mañana del día de hoy, los astronautas de la EEI encenderían un mecanismo que daría inicio a la operación del satélite. Además recopilaría los datos sobre el estado del nanosatélite como su temperatura, su nivel de batería, la presión y su velocidad, que deberá ser de 27 mil kilómetros por hora.

“La misión es llevar a cabo un experimento de interconexión con la constelación satelital Globalstar, ubicada a unos mil kilómetros por encima de la órbita del AztechSat-1, con el propósito de avanzar en la investigación que se lleva a cabo para que los nanosatélites dejen de depender exclusivamente de una estación terrena para descargar datos” comentó la AEM.

El nanosatélite AztechSat-1 cuenta con dos sistemas de radiofrecuencia para que que al ponerse en órbita establezca contacto remoto con la constelación satelital Globalstar y con la Estación Terrena de la UPAEP. Una vez que el nanosatélite logre establecer conexión de manera exitosa con estas dos instalaciones la misión se considerará terminada.

El AztechSat-1 se desintegrará con la atmósfera una vez que cumpla su misión. El nanosatélite AztechSat-1 pudo lanzarse gracias a una colaboración de la NASA y la Agencia Espacial Mexicana, con el apoyo del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACYT), el Clúster Espacial Mexicano MX Space y la Universidad Autónoma de Chihuahua.