Astrónomos del Observatorio Astrofísico de Crimea en Ucrania han descubierto un nuevo meteorito que dentro de unos años de acercará a la Tierra.

Sin embargo, antes de que alguien piense en un escenario apocalíptico, debemos aclarar que el riesgo de que el objeto (llamado 2013 TV135) impacte con nuestro planeta es mínimo. Lo cierto es que el meteorito tiene un diámetro de 410 metros y su hallazgo ya ha sido confirmado por otros científicos de Italia, Reino Unido y España.

De acuerdo con los cálculos, la probabilidad de que la roca choque contra la Tierra es de una entre 63,000. En caso de suceder, la catástrofe llegaría el 26 de agosto del 2032, con un impacto que liberaría la energía de 2,500 kilotones que sería equivalente a 156,250 bombas nucleares como la de Hiroshima.

Los científicos esperan tener en unos 15 años la información suficiente para determinar por completo la trayectoria del meteorito, y así descartar la posibilidad de choque (o confirmarla en el peor de los casos).

Mientras tanto, el 2013 TV135 ya ha ingresado a la escala de Turín que mide la peligrosidad de los objetos estelares, haciéndolo en el nivel número 1 que significa que el peligro es extremadamente bajo… por ahora. Y es que a pesar de que se cree que el meteorito pasará a 7.5 millones de kilómetros de la atmósfera terrestre, en términos astronómicos esa distancia se considera como algo relativamente cercano. Tengan a la mano el teléfono de Bruce Willis, por si acaso.

vía RIA Novosti

temas