El proyecto busca enviar un robot explorador a una zona de nuestro satélite, para determinar si en el futuro será viable establecer una colonia humana en la Luna.

Un grupo de personalidades e instituciones científicas del Reino Unido (entre las que se incluyen el Consejo de Instalaciones Tecnológicas de Oxford, la Universidad de Londres, la Open University Milton Keynes, así como el físico británico Brian Cox, el astrónomo Martin John Rees, la divulgadora científica Monica Grady, y los ex ministros de ciencia Ian Taylor y David Willetts) han comenzado un proyecto de recaudación de fondos en Kickstarter, a través del cual buscan conseguir el suficiente capital como para mandar una misión de exploración independiente a la Luna.

Lunar Mission One, como se ha nombrado al proyecto, tiene como objetivo enviar un robot explorador al polo sur de la Luna en algún punto de la próxima década. Para ello, con el dinero recaudado, financiarán el envío de una sonda que perforará entre 20 y 100 metros de profundidad en la superficie del satélite. El objetivo de la operación es delimitar los orígenes de la Tierra y la Luna, así como preparar y definir si es factible establecer una base lunar habitable permanente.

Lunar-Mission-One-2
Imagen conceptual del explorador de Lunar Mission One

A cambio de las donaciones, los responsables del proyecto ofrecen la oportunidad única de llevar recuerdos a nuestro satélite, convirtiendo a la sonda espacial en una cápsula del tiempo. Se tiene planeado mandar la misión en el 2024, así como realizar una segunda campaña de crowdfunding en el 2019.

A tan solo un par de días de que inició la recaudación de fondos y restando 28 por delante, Lunar Mission One ya lleva más de 135,746 libras esterlinas (200,000 dólares), una buena cifra pero todavía lejos de su meta de 600,000 libras (980,000 dólares). Si quieres aportar fondos al proyecto, puedes hacerlo desde este enlace.

fuente Lunar Mission One

temas