NASA descubre que tres agujeros negros están por chocar

En un raro evento detectado por la NASA, tres agujeros negros supermasivos , y sus respectivas galaxias, están por hacer colisión.
(Foto: NASA)

Cuando las galaxias colisionan, también lo hacen los agujeros negros supermasivos en el centro de cada una de ellas. Por primera vez, los astrónomos han observado una triple colisión de galaxias, que han enviado sus agujeros negros en un curso de colisión, según un nuevo estudio realizado por la NASA.

También te recomendamos: NASA captura el momento en el que un agujero negro devora a una estrella

En un evento extremadamente raro que es inusualmente difícil de detectar gracias a las gigantescas capas de gas y polvo que rodean los agujeros negros. Pero al combinar datos de los dos telescopios espaciales y el telescopio con sede en Arizona en la Tierra, los científicos pudieron hacer el descubrimiento.

La investigación sobre el raro sistema triple se publicó esta semana en The Astrophysical Journal.

“Solo buscábamos pares de agujeros negros en ese momento y, sin embargo, a través de nuestra técnica de selección, nos topamos con este increíble sistema”, dijo el autor del estudio Ryan Pfeifle, un asistente de investigación graduado en la Universidad George Mason.

“Esta es la evidencia más fuerte que se ha encontrado hasta ahora de un sistema tan triple de alimentación activa de agujeros negros supermasivos”.

(Foto: NASA)

Se han observado pares de agujeros negros antes, pero no un trío. Un par de agujeros negros se fusionarán en uno más grande, tres deberían fusionarse aún más rápido.

Anteriormente, los astrónomos se han preguntado sobre el “problema final de parsec”, donde dos agujeros negros se acercan pero necesitan otro factor para superar su energía masiva y realmente fusionarse. Un tercer agujero negro podría ser ese factor.

Otra consecuencia de estos agujeros negros fusionados son las ondas gravitacionales u ondas en el espacio y el tiempo. “Los agujeros negros dobles y triples son extremadamente raros”, dijo Shobita Satyapal, coautora del estudio en la Universidad George Mason.

“Pero tales sistemas son en realidad una consecuencia natural de las fusiones de galaxias, que creemos que es la forma en que las galaxias crecen y evolucionan,” finalizó.