Los ganadores del Premios Dyson 2013 son tres jóvenes que diseñaron un brazo robótico capaz de aumentar la fuerza de la persona que lo use.

El prestigioso concurso internacional de diseño es organizado cada año por la Fundación James Dyson, en la que cientos de ingenieros y diseñadores participan con inventos que desafían la imaginación; desde una ventana inteligente que elimina ruidos específicos, hasta alternativas impresas en 3D para los molestos yesos para tratar fracturas de hueso.

Titan-Arm-02

Este año los ganadores son estudiantes de ingeniería mecánica de la Universidad de Pennsylvania, que durante un año desarrollaron este exoesqueleto que se monta en el hombro y el brazo del usuario para darle la fuerza de levantar objetos de hasta 18 kilos de peso.

Aunque  algunos estarían pensando en aplicaciones bélicas, o en la piedra angular para un traje de combate estilo Iron Man, su creadores lo crearon para ayudar a pacientes a rehabilitar tejido muscular o como una herramienta que ayude a trabajadores en construcciones, mudanzas, o mensajeros, que muchas veces resultan con lesiones graves al cargar mucho peso.

Titan-Arm-03

Uno de los factores que definieron el éxito de este proyecto es que fue fabricado con técnicas rápidas y económicas. Este prototipo tiene un costo de 1,500 euros y pretenden venderlo en un futuro a un precio por debajo de los 7,500, a diferencia de modelos similares que cuestan alrededor de 74 mil.

El jurado otorgó 30 mil libras al equipo ganador y otras 10 mil a la Universidad de Pennsylvania para que sigan desarrollando este proyecto. A continuación, les dejamos un video en el que pueden conocer más acerca de esta fantástica iniciativa.

fuente Wired

temas