Unión Europea revela cuánto paga Google a Apple por ser el buscador de Safari

Además de ser una cantidad multimillonaria, supone una práctica monopólica y pueden ser multados por ello
Cnet

Google y Apple tienen una fuerte competencia año con año, pero a pesar de eso, también hacen negocios por cantidades multimillonarias. La Unión Europea reveló, debido a un juicio que existe contra Google, cuánto paga por ser el buscador por defecto de Safari.

Según el reporte, Google desembolsa alrededor de 7 mil millones de dólares anuales en permaneces como el buscador por defecto dentro de Safari, encima de todas las demás opciones que ofrece la Internet para el mismo fin.

(Foto: Getty Images)

Sin embargo, esto constituye una acción monopólica, según la Unión Europea, que busca terminar con este acuerdo para priorizar la competencia entre motores de búsqueda.

Esto responde a que Google Chrome y Safari acumulan alrededor del 80% del mercado en cuanto a usuarios de exploradores web se refiere, por lo que pagar para ser el buscador por defecto de la principal competencia constituye una acción que refuerza el uso único de una plataforma.

Por ello mismo, la Unión Europea plantea que Apple deje de recibir este pago de Google, que además se hace en relación a descargas por usuario. Es decir, este monto es solo aplicable a la relación de descargas y usuarios de Safari dentro de la UE.

Y solamente de esta región geográfica Google paga más de 1 mil millones de dólares anuales, por lo que este número es mucho más grande considerando el mercado americano, en donde Safari y los productos de Apple están ampliamente popularizados.

Sin embargo, esta no es la única compañía que también ofrece pagos a Apple por formar parte de su ecosistema. También Microsoft, Yahoo! y DuckDuckGo realizan pagos anuales por aparecer dentro de las opciones de buscadores de Safari.

Pero estas compañías no incurren en una conducta y práctica monopólica al hacerlo, pues no ostentan la mayoría del mercado ni de la preferencia del usuario, por lo que incentivar la competencia a través de vías como el pago a terceros, no representa un peligro para la diversidad del rubro.