Así es Skai, el coche volador de IBM que utiliza hidrógeno para impulsarse

El taxi volador estará listo en el 2021 y tendrá el precio de un auto de lujo.
(BMW)

¿Todavía no conoces Skai Flying Car? Se trata del concepto de BMW que busca solucionar los problemas de movilidad alrededor del mundo en conjunto con Alaka’i Technologies. Lo más atractivo: el coche volador es distinto a todos los demás porque utiliza celdas de hidrógeno para impulsarse.

Este vehículo volador está equipado con seis motores eléctricos, cada uno con una potencia de 136 CV y será capaz de alcanzar velocidades de hasta 190 km/h gracias a que detrás de su ingeniería se encuentran expertos aeroespaciales y pilotos veteranos de la NASA.

(BMW)

Skai promete hasta 644 kilómetros de autonomía y, de acuerdo con Reuters, el director ejecutivo de BMW, Steve Hanvety, aseguró que la compañía buscará producir 10,000 vehículos al año con un costo que se acercará al precio de un automóvil de lujo.

Skai será asequible para tratarse de un coche volador y se fabricará con la intención de servir como taxi o vuelos personales de pasajeros, transporte médico de emergencia y para entregas de mercancía.

Alaka’i Technologies espera obtener la certificación para la producción de los automóviles voladores a finales de 2020 y ponerlo a la venta un año después en 2021.