El servicio consiste en ir a recoger tu ropa a casa, y devolvértela como nueva un par de días después. 

Seguramente muchos de ustedes se identifican con este problema: viven en una ciudad llena de estrés en la que llegar a la escuela o la oficina puede tomar mucho tiempo, y cuando finalmente tienen un rato para descansar o salir a divertirse, se dan cuenta de que en la habitación hay una pila enorme de ropa sucia.

A veces puede resultar muy difícil dividir nuestro tiempo adecuadamente para terminar todas las obligaciones que se presentan diariamente. Pero para simplificarnos un poco la vida es que existe Lavadero, una startup de la Ciudad de México en la que podemos mandar a lavar nuestra ropa sucia, y luego recibirla como nueva en la comodidad de nuestra casa.

Lavadero-3
Ellen Dudley (COO) y Paulina Arreola (CEO) de Lavadero

Lavadero es una compañía fundada por su CEO, Paulina Arreola, una emprendedora de 23 años originaria de Hermosillo, Sonora. El motivo por el que la idea de Lavadero le vino a la mente, fue que estaba cansada del viejo concepto de las lavanderías, mismo que no ha cambiado desde hace más de 20 años. A ella no le parecía bien que la gente tuviera que acostumbrarse a estos servicios porque no había una opción más, así que después de un par de malas experiencias en la lavandería, decidió llevar a cabo su propio proyecto al lado de su amiga Ellen Dudley, COO de la empresa.

¿Cómo funciona? Muy simple. Lo único que hay que hacer es ingresar a lavadero.mx, revisar el día en el que quieres reservarlo a partir de la disponibilidad del calendario, elegir si la ropa se lavará, se planchará, y finalmente ingresar nuestros datos. Cuando Lavadero haya recogido tus prendas, te hará saber cuál es la cantidad final a pagar y te la devolverá en un lapso de 24 a 48 horas, según haya sido el pedido. Cada kilo de ropa a lavar tiene el costo de 30 pesos y cada pedido es de mínimo 120 pesos.

Lavadero-2
Los pedidos deben ser por lo menos de 120 pesos y las entregas se hacen entre 24 y 48 horas después

Lavadero cumplió recientemente un año de haber iniciado sus actividades, y hasta ahora han unido fuerzas con nueve lavanderías y tintorerías, además de diez repartidores. La mala noticia es que por ahora el servicio funciona únicamente en tres delegaciones de la ciudad: Cuauhtémoc, Miguel Hidalgo y Benito Juárez. Esto se traduce a más o menos 100 colonias diferentes, sin embargo, hay planes de iniciar actividades próximamente en más delegaciones y lanzar una aplicación móvil en un par de meses.

Wayra es la aceleradora que ha estado detrás de Lavadero, ofreciéndoles 75 mil dólares para continuar con la iniciativa y expandirla a más lugares del país y hasta Latinoamérica. Pero de momento, para Paulina, lo más importante es mejorar el servicio al máximo antes de iniciar con la expansión, pues según su filosofía, calidad es mejor que cantidad.

fuente Lavadero

temas