A través de un comunicado de prensa, Kodak ha anunciado su salida de la bancarrota, luego de que en enero del 2012 se declarara en quiebra.

La compañía dejó las cámaras y los rollos fotográficos desde hace tiempo, pues durante su crisis financiera se vio obligada dejar varios sectores de negocio y vender buena parte de sus patentes. Es por ello que a partir de ahora se enfocará a la impresión de productos corporativos, el desarrollo de tecnología y sensores táctiles, así como de la producción de celuloide para cine.

El CEO de Kodak, Antonio M. Pérez, dijo que “esta es una compañía totalmente nueva” y añadió:

“Hemos sido revitalizados por nuestra transformación y ahora nos hemos reestructurado para convertirnos en un formidable competidor, más pequeño, con una sólida estructura de capital, un saneado balance y con la mejor tecnología de la industria”.

Se espera que la renovada Kodak vuelva a operar a finales de este mes o inicios del próximo, además de que deberá solicitarle a algunos de los mercados de valores de Nueva York que sus acciones vuelvan a cotizar.

Por lo pronto, la compañía ya anunció su regreso en el sitio web oficial y aunque está muy lejos del gigante que alguna vez llegó a ser, su futuro comienza verse un poco más claro.

vía Reuters

temas