Todos los días se aprende algo nuevo.

Si ya están un poco aburridos de dar likes en Facebook, aquí hay algo que seguramente los mantendrá ocupados por un rato. Es un sencillo truco que dio a conocer el programador Mathias Bynens, quien descubrió que Facebook convierte nuestras fotos en increíbles imágenes creadas en ASCII (un estándar de código de caracteres).

¿Cómo funciona? Basta con copiar el URL de cualquier imagen que hayamos publicado y al final, luego de la extensión “.jpg”, agregar el texto “.html” o “.txt”. Lo primero nos devolverá una réplica de la foto en texto a color, mientras que con la segundo obtendremos una copia en blanco y negro. Aquí un ejemplo:

El truco también sirve con las fotos subidas a Instagram, y en caso de que no sepan cómo ver la dirección de su imagen, sólo tienen que dar click derecho sobre ella y abrirla en otra pestaña del navegador. Ahora sí, ya tenemos algo con qué entretenernos en este frío viernes.

vía The Verge

fuente Mathias Bynens (Twitter)

temas