Los sistemas de espionaje gubernamental en Estados Unidos han merecido sendas opiniones de dos de los protagonistas de la red actualmente. El creador de Facebook, Mark Zuckerberg, y la directora de Yahoo, Marissa Mayer, expresaron su inconformidad sobre las peticiones de información confidencial que ha hecho la NSA a sus compañías.

La postura de Facebook al respecto ha quedado clara en cuanto Colin Stretch, consejero general de la compañía, publicó una declaración en la que aseguraba que esta red social se unirá a una petición por la transparencia. Se trata, básicamente, de que las compañías reclamarán al gobierno y a la NSA que sean más transparentes con el público en cuanto a las peticiones que hacen a las compañías de internet.

Adicionalmente, Mark Zuckerberg se mostró muy ácido y crítico a la hora de hablar de  la actuación del gobierno. Simplemente comentó:

“El gobierno lo echó a perder.”

Ante las declaraciones del gobierno, que pretendían acallar las críticas con aquello de que “sólo se espiará a personas fuera del país”; Zuckerberg reaccionó irónicamente:

“Eso es realmente útil para las empresas que intentamos servir a las personas en todo el mundo. Creo que fue realmente muy malo.”

Facebook

Yahoo, por su parte, fue una de las primeras empresas que presentaron una demanda contra las leyes que los obligaban a ceder información de los usuarios al gobierno. La demanda fue presentada en 2007, pero Yahoo la perdió. Desde entonces, revisa cada una de las solicitudes que hace el gobierno antes de ceder a ellas.

“Estoy orgullosa de ser parte de una organización que, desde el comienzo […] ha sido escéptica y ha examinado esas solicitudes”

Dijo Marissa Mayer, directora de la compañía. Poco más puede hacer además de dar seguimiento a las solicitudes, incluso las demandas puede volverse en su contra:

“Soltar información clasificada es traición y te pueden encarcelar. Si pierdes la demanda y no obedeces, es traición. Creemos que tiene más sentido trabajar al lado del sistema”

Yahoo

Ambas compañías se encuentran en medio de un campo de batalla. Por un lado, está el gobierno y su espionaje; por el otro, los ciudadanos y sus reclamos. En este caso, Facebook y Yahoo realmente tienen las manos atadas; pueden declarar que están del lado de la ciudadanía y de los derechos civiles, pero no pueden negarse a las solicitudes de información de la NSA.

vía Fast Company

fuente The Guardian

temas