Una interesante cápsula del tiempo, esos recipientes herméticos construidos con el fin de guardar mensajes y objetos del presente para ser encontrados por generaciones futuras, fue hallada en Colorado. Lo curioso es que el hombre que metió sus objetos personales en esta caja sellada hace más de treinta años fue Steve Jobs.

Originalmente la cápsula fue enterrada en la Conferencia Internacional de Diseño de Aspen en 1983, famosa porque  durante ese evento Jobs charló sobre sus ideas para el futuro y muchas de ellas nos remiten a los conceptos de la App Store, el iPad, e incluso de Google Maps; ideas que estaban en la cabeza del empresario mucho antes de que existieran.

La apertura de la cápsula se tenía programada para el año 2000, pero un proyecto inmobiliario que modificó el paisaje del área ocasionó que se perdiera la posición exacta del lugar. Afortunadamente, un programa de televisión de National Geographic, llamado Diggers, pudo localizar la cápsula en septiembre pasado, aunque ha sido hasta ahora que se publicó un video del hallazgo con motivo del estreno de la nueva temporada del show el próximo 25 de febrero.

El contenido del recipiente incluye un ratón de la computadora Lisa usado por Steve Jobs en su conferencia, un cubo de Rubik, un catálogo de la tienda Sears Roebuck, un casete de ocho pistas del grupo The Moody Blues y seis latas de cerveza Balantine. 30 años después, el contenido de la cápsula del tiempo de Steve Jobs fue finalmente revelado.

vía The Guardian

temas