El autor de Dragon Ball aparece en uno de los documentos que revelan los manejos financieros dudosos de los ricos y poderosos.

El fin de semana se filtraron los Paradise Papers, millones de documentos que detallan las actividades financieras –algunas ilegales y otras poco éticas– de algunas de las personas más ricas del mundo, así como de las corporaciones más poderosas del planeta. Una muestra más de que los poderosos prefieren guardar su dinero en paraísos fiscales, en lugar de aportar los impuestos generados por sus ganancias en sus respectivos países.

Los documentos descubrieron que grandes compañías–como Apple– y multimillonarios –como el mexicano Carlos Slim–, mueven su dinero a paraísos fiscales, pero también lo hacen muchas celebridades, como Shakira, Bono, Madonna y algunos futbolistas mexicanos, o políticos como el príncipe Carlos de Inglaterra, Juan Manuel Santos (presidente de Colombia) o Jared Kushner, yerno del presidente Donald Trump. Mientras, en el mundo geek salieron embarrados personalidades como el mismísimo Akira Toriyama, creador de Dragon Ball.

De acuerdo con Crunchyroll, Toriyama es uno de los 11 japoneses mencionados en los Paradise Papers. Si la información es real, Toriyama habría invertido en una empresa estadounidense que se especializa en bienes raíces, específicamente en pedir prestamos para comprar apartamentos de segunda mano, que luego revende o rehabilita para rentar en mejores condiciones.

Una de las pocas fotos conocidas de Akira Toriyama.

La compañía enfrentó una fuerte acusación en 2005, debido a que sus métodos de contabilidad (que implicaban declarar pérdidas a través de la depreciación del valor de las propiedades) no se habrían ajustado a los estándares legales de Estados Unidos. Además, en el 2015, un caso de la Suprema Corte de Justicia de Japón sentó precedente para que los inversores paguen impuestos por sus iniciativas financieras en el exterior.

Crunchyroll intentó obtener una declaración de Toriyama, pero se negó a profundizar en el tema. El famoso mangaka sólo indicó que él no lleva sus asuntos financiaros ni de inversiones, sino que contrata a alguien para que se encargue de esos asuntos, y que él dedica todo su tiempo a su trabajo en la producción de Dragon Ball Super y el diseño de personajes de Dragon Quest.

“”Debido a mi apretada agenda laboral, yo no llevo mis asuntos fiscales, por lo que no tengo nada que decir al respecto”, declaró el escueto Toriyama.

Por ser millones de documentos, todavía no se dan a conocer todos los involucrados en los Paradise Papers, por lo que es probable que otra gran figura de la comunidad geek esté involucrada en manejos financieros poco claros.

fuente Crunchyroll

temas