¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

¿Por qué la NASA considera que la Estación Espacial Internacional está en peligro?

La India destruyó un satélite propio, pero no midieron las consecuencias de sus actos.
(NASA)

Hace unos días, la India exigía su lugar dentro del selecto grupo de potencias espaciales conformado por Estados Unidos, Rusia y China. Para conseguirlo tuvo la “magnífica” idea de derribar uno de sus propios satélites con un misil antisatelital. Pero no contaba con que estaba generando un problema.

A los pocos días de derribar el misil, la NASA increpó al gobierno indio al considerar como “algo terrible” el acto, pues la prueba creo 400 deshechos espaciales, poniendo en peligro la seguridad de los astronautas a bordo de la Estación Espacial Internacional (EEI).

Jim Bridenstine, administrador de la NASA, dio a conocer que se habían identificado 400 escombros girando en la órbita baja de la Tierra desde que la India explotó su satélite.

Explicó Bridenstine a sus empleados:

“No podemos rastrearlos todos. Rastreamos objetos que miden más de 10 centímetros, y hay alrededor de 60, cada uno de los cuales tiene un número y podemos seguirlos”.

El satélite de la India fue destruido a 300 km de la superficie terrestre, lo que significa una altitud relativamente baja, más abajo que la EEI y la mayoría de los satélites en órbita. Desafortunadamente 24 de los 60 escombros han alcanzado una altitud mayor de la EEI, y ponen en peligro a la estación. 

Gracias a la prueba que realizó la India, el riesgo de colisión de los desechos espaciales con la EEI se incrementó en un 44% en tan sólo diez días. Sin embargo, el riesgo podría disiparse rápidamente, porque los escombros que se encuentran a baja altitud se quemarán rápidamente cuando ingresen en la atmósfera.

Actualmente, el ejercito de Estados Unidos se encarga de registrar y observar la basura espacial con la finalidad de monitorear el riesgo de colisión tanto con la Estación Espacial Internacional como con otros satélites. Hasta el momento, las fuerzas armadas siguen de cerca 23,000 objetos de más de 10 centímetros.