Investigadores aseguran haber creado impresora de tejido y hueso humano que podrían ser usados en el futuro.

No es la primera vez que alguien ha anunciado la creación de tejido para humanos en una impresora 3D. Pero en esta ocasión, un equipo de investigadores de la Universidad Wake Forest en Carolina del Norte, EEUU, asegura haber creado una impresora 3D teóricamente capaz de crear huesos, tejido y hasta órganos utilizables para los humanos.

Las impresoras de 3D usualmente aprovechan metal o plástico para colocar capas sobre capas que luego formarán lo que desean construir. La impresora de este equipo dirigido por Anthony Atala utiliza hidrogel (soluciones de agua con células humanas). Esta utiliza varias boquillas que emanan materiales biodegradables e hidrogel. Al concluir la incubación, existe la posibilidad de que puedan ser usados por humanos y no se desintegren o “mueran”.

Apenas se encuentran en la fase de prueba. Lograron producir una oreja, un pedazo de mandíbula y un músculo basados en un escaneo previo. Estos fueron implantados en ratones y ninguna de las piezas mostró señales de necrosis o células que murieran o fueran rechazadas. A diferencia de otros equipos trabajando en el mismo tema, el material que están utilizando permite generar vasos sanguíneos, lo que da pie a que circule el oxígeno y los nutrientes que permiten a las células mantenerse con vida.

impresion tejido humano 3d en accion
Impresora 3D de Wake Forest.

El equipo de investigación espera que cuando llegue el momento de hacer pruebas de estos tejidos, huesos y (más adelante) órganos en humanos, no fallarán. Pero esa es la última prueba, señaló Atala en una entrevista con Quartz.

Las impresiones en 3D han resultado muy eficientes para áreas como esta. No son los únicos en este campo tampoco. En septiembre se presentó una impresora de 10 mil dólares capaz de producir tejido humano. Además, el mismo mes se le colocó una caja torácica impresa en titanio a un paciente.

La verdadera novedad de la impresora, según Todd Goldstein, investigador médico de Northwell Health, quien también está desarrollando su propia impresora, es que el equipo de Wake Forest logró meter todos los procesos de producción en una sola máquina.

vía Quartz

fuente Nature Biotechnology

temas