Encuentran una araña venenosa en el oído de una mujer

Aracnofóbicos del mundo lean bajo su propio riesgo.
(Foto: Own work)

Cuando Susie Torres, una mujer de Kansas City, Missouri escuchó un sonido sibilante que no paraba dentro de su oído, sintió la urgente necesidad de ir al médico y, por supuesto no era para menos, pues cuando la enfermerá miró dentro encontró al mal encarnado en el cuerpo de una pequeña araña reclusa parda.

En entrevista a KSHB-TV, Torres explicó que la enfermera salió corriendo en busca de más ayuda:

“Ella salió corriendo y dijo: ‘voy a buscar un par de personas más, creo que tienes un insecto allí”.

Los médicos se sorprendieron pues no sólo se trataba de un insecto, sino de una araña, una araña que se arrastró hasta el oído de Torres mientras ella dormía, una araña reclusa parda, una de las especies más venenosas del mundo. Por fortuna la araña nunca la mordió.

(Foto: CNN)

Los médicos retiraron a la reclusa marrón, Susie Torres se encuentra bien, pero el miedo persiste y la mujer de ahora duerme con bolas de algodón en los oídos.

La mordedura del arácnido generalmente no es fatal, pero puede causar daño severo en los tejidos ya que contiene una toxina que mata la piel, a veces dejando una herida abierta del tamaño de una mano humana.

Por lo general las picaduras de esta especie sanan sin atención médica, pero cualquiera que sea mordió por una araña reclusa parda debe ir a la sala de emergencias de cualquier manera.